Consejos de seguridad en la playa y en aguas abiertas

Beach

Trágicamente, personas de todas las edades se ahogan en océanos, lagos, ríos, embalses y otros tipos de aguas abiertas. Aprenda a disfrutar de nadar en aguas abiertas de manera segura y responsable.

Riesgos de nadar en la playa y en aguas abiertas

Si bien muchos de los consejos de seguridad son universales, la natación en aguas abiertas conlleva otros riesgos y se requieren otras pautas para evitar ahogamientos. A continuación le detallamos algunas de ellas.

  • Temperatura del agua – En aguas abiertas, generalmente la temperatura del agua es más fría que en las piscinas cubiertas, lo cual afecta la habilidad para nadar de una persona. Especialmente en el caso de los nadadores inexpertos, la mayor preocupación es el shock termodiferencial, que puede ser rápido y letal. Los síntomas comunes son: dificultad para respirar, respiración acelerada y aumento de la presión arterial. Cuando planifique nadar en fuentes de aguas abiertas, vístase teniendo en cuenta la temperatura del agua, ya que puede ser muy diferente a la temperatura del aire. 
  • Condiciones climáticas inciertas – Las condiciones climáticas inciertas podrían hacer que nadar en aguas abiertas sea peligroso. Los vientos fuertes y las lluvias fuertes pueden provocar corrientes inesperadas o cambiar la profundidad del agua. Si tiene planes de nadar en una fuente de aguas abiertas, asegúrese de consultar el pronóstico del clima antes de salir de su casa y nuevamente antes de entrar al agua.
  • Condiciones de visibilidad limitada – El agua de los lagos, océanos y otras fuentes de aguas abiertas puede ser turbia, generando condiciones de visibilidad limitada. En consecuencia, es posible que algunos riesgos en el agua estén ocultos y sean inesperados. Además, podría ser más difícil encontrar a un nadador en peligro que necesite ayuda. 
  • Profundidad y pendientes inesperadas – A diferencia de las piscinas, en las fuentes de aguas abiertas no suele haber carteles que indiquen la profundidad y en general son superficies irregulares. Además, las aguas poco profundas pueden volverse muy profundas de manera rápida e inesperada. Estos peligros hacen que sea difícil saber si el agua cubrirá la cabeza del nadador y cuándo podría suceder. Se recomienda que siempre ponga un pie en el agua o entre caminando al agua para verificar la profundidad. 
  • Corrientes, mareas y oleaje – Las fuentes de aguas abiertas suelen tener corrientes fuertes e impredecibles, algunas de las cuales pueden estar debajo de la superficie y, por lo tanto, son difíciles de detectar. Además, los océanos y lagos suelen tener olas y corrientes de retorno que son peligrosas si no sabe cómo escapar de ellas. Si queda atrapado en una corriente de retorno, nade en paralelo a la orilla si siente que el agua lo está arrastrando.

Consejos de seguridad para nadar en aguas abiertas

Si bien las aguas abiertas podrían ser peligrosas, también puede ser muy divertido nadar en aguas abiertas. Siga estos consejos para asegurarse de que todos estén a salvo cerca de la playa y otras fuentes de aguas abiertas. Cuanta más sepa, más seguro estará.

  • Nunca deje a nadadores sin supervisión cerca de CUALQUIER cuerpo de agua y SIEMPRE asegúrese de que haya un vigilante del agua calificado en el lugar.
  • Recuerde a los niños que NO deben acercarse al cuerpo de agua sin el permiso de un adulto.
  • NO confíe en los flotadores ni en ningún otro dispositivo de flotación inflable para que salve a un niño en una emergencia dentro del agua.
  • Indique a los niños (y adultos) que usen un chaleco salvavidas si es necesario.
  • NO permita que sus hijos participen en juegos violentos, de contener la respiración o sumergirse en el agua.
  • Nade únicamente en áreas designadas supervisadas por guardavidas y evite las áreas con olas muy altas o corrientes de retorno.
  • Respete todas las normas, advertencias y banderas que estén colocadas, que podrían indicar la existencia de condiciones peligrosas para nadar o aguas profundas.
  • Entre al agua caminando, NO se sumerja.
  • Siempre nade con un amigo que pueda enviar señales de ayuda en caso de ser necesario.

(Click infographic to enlarge.)

Contáctese

¿No está seguro de qué clase es la más adecuada para usted o sus seres queridos o tiene otra pregunta? ¡Contáctenos hoy para iniciar una conversación!

    Tipo de clase: